miércoles, 22 de junio de 2016

Buscando a Dory. Sigue nadando, sigue nadando...


Título original:
Finding Dory
Año:
2016
Fecha de estreno:
22 de Junio de 2016  
Duración:
103 min
País:
Estados Unidos
Director:
Andrew Stanton
Reparto:
Animación
Distribuidora:
Disney



Han pasado más de 10 años desde que Disney nos descubriera el mundo marino como nunca antes se había hecho. Nos enamoramos de un pececillo perdido llamado Nemo y de las aventuras que tuvieron que vivir su padre Marlin con la olvidadiza Dory para traerlo de vuelta a casa. No era de extrañar que la casa de Mickey Mouse quisiera apostar por esta secuela igual de gratificante que la original.




Buscando a Dory, como bien refleja el título, repite la misma premisa que la película original en mucho de los momentos de la cinta. Dory, que sufre de pérdida de memoria a corto plazo, comienza a recordar lo más importante de su vida: a su familia. Durante su encrucijada volverá a encontrarse con viejos amigos a los que no recuerda y a muchos obstáculos que se interpondrán en su camino para no conseguir su sueño. Marlin y Nemo, temiendo por la vida de su amiga, seguirán sus pasos tal y como ella lo hizo por esa pequeña familia. 

Sin duda algo que caracteriza a las películas de Disney es la capacidad de exponer al máximo valores tan necesarios como el de la amistad, el amor, la familia (todo tipo de familias) y el afán de superación. Un mensaje que calará tanto a los más pequeños de la casa que se divertirán con las decenas de escenas cómicas que tiene así como los padres que se encontrarán en Buscando a Dory diversión para toda la familia. Además, tiene una visión mucho más crítica de la realidad animal que Buscando a Nemo, ya que el sentimiento de ansiar la libertad es algo que está muy presente durante todo el metraje de la película.

En España tenemos la suerte de volver a contar con las voces míticas con las que no podemos concebir sin ellos esta película. La siempre magnífica Anabel Alonso vuelve a volcarse al dar voz a la protagonista que se vuelve una robaescenas en cada momento que aparece otro personaje. Jose Luís Gil también ha vuelto a retomar su papel de Marlin mientras que Javier Gurruchaga mantiene su papel del Maestro Raya.


Junto a los protagonistas, en esta nueva entrega aparecen muchas más especies de animales que se relacionan entre si: leones marinos, una beluga, una ballena tiburón además del misterioso personaje de Hank, el pulpo de siete tentáculos completan una película coral que refuerza la idea de la diversidad, tanto fuera como dentro del mar. Esta película, además, es muy tramposa. Está hecha para que, si tienes un mínimo de corazón, te emocione hasta que no tengas más remedio que limpiar algunas lágrimas en ciertas escenas claves. 

Aun así, es una gratificación inmensa la que sientes cuando esta termina. Las películas Disney están hechas con conciencia, con mimo y con una ilusión que se transmite innegablemente secuencia tras secuencia. Quizás lo que falle en la película es el hecho de no ser una historia original, de ahí a que sea tan predecible a veces pero sin duda la tensión y la emoción son mucho más palpables en Buscando a Dory. La espera ha merecido la pena. Seguiremos nadando hasta el fin con estos personajes. 

8,5/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...