miércoles, 9 de marzo de 2016

Kung Fu Panda 3. Dando lecciones en familia


Título original:
Kung Fu Panda 3
Año:
2016
Fecha de estreno:
11 de Marzo de 2016  
Duración:
95 min
País:
Estados Unidos
Director:
Jennifer Yoh, Alessandro Carloni
Reparto:
Animación
Distribuidora:
Fox



Cinco años después de que se estrenara la segunda parte de Kung Fu Panda, Dreamworks ha puesto todo su empeño para que la espera mereciese la pena. Aunque personalmente no ha sido santo de mi devoción, sin duda esta nueva entrega dejará bastante satisfechos a los seguidores de este peludo combatiente además de al público a quien está dirigida la película: el infantil.



Porque es imposible olvidar que es una película para que los más pequeños de la casa disfruten y han dado con todas las fórmulas posibles para que eso sea así. Kung Fu Panda 3 nos vuelve a presentar a nuestros viejos amigos y esos entrenamientos a los que nos tenían acostumbrados de las anteriores entregas. Poo, convertido ahora en el Guerrero del Dragón, será como tiende a ser previsible en este tipo de películas la única salvación tanto para los maestros del Kung fu como para los ciudadanos de China. Nuestro héroe se verá envuelto en una encrucijada en la que tendrá que decidir si quiere ser un héroe o quiere volver a sentirse completo gracias a un reencuentro bastante predecible.  

Con un argumento tan simple podríamos decir que estamos, una vez más, ante un refrito de la misma historia que un día funcionó y que, con el fin de beneficiarse económicamente, explotan hasta la saciedad. Y probablemente sea un claro ejemplo de eso, es innegable. Pero tampoco se puede discutir que entre lo predecible y lo explotado surgen nuevas bromas e innovaciones que hacen que esta tercera película de una misma saga sea merecedora, al menos, del beneficio de la duda. 

No por nada cuenta con un gran reparto de actores de voz y de doblaje, encabezado en nuestro país por Flo Fernández que vuelve a prestar su voz al protagonista. Técnicamente la película está cuidada, hecha con esmero y con un afán de perfeccionismo que, a pesar de ser una película de animación la puesta de escena podría ser perfectamente empleada para una película de acción real. Lo cual chirría bastante para quienes se quieran dar cuenta de ello. Aun así Dreamworks es relativamente "joven" en el mundo de la animación y aún le faltan muchas cosas que pulir, sobretodo a la ahora de aportar nuevos temas capaces de encandilar al exigente público y no basar el éxito de la empresa en cuatro títulos contados. 


Independientemente de eso y, como he mencionado antes, sin que haya creado en mi una gran admiración, si que hay que reconocer el mérito que tiene al hacer como la gran fábrica de sueños que es Disney y camuflar grandes mensajes sociales dentro de lo que para muchos es simplemente "una película de dibujos". Luchar contra los estereotipos y apariencias, la gran ternura con la que representan a la familia, lejos de recurrir a la pareja convencional de padre y madre, el sentimiento de valentía y amistad están muy presentes desde el primer momento de la película. Y nada funciona mejor que una buena educación a través de algo que los más pequeños van a desear ver. Los adultos que vayan, seguramente "obligados" por los reyes y reinas de las casas, podrán encontrar en Kung Fu Panda 3 otra correcta y a ratos divertida película animada de la que, aunque detestemos la idea, probablemente veamos más de ella en el futuro. 

6/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...