viernes, 18 de septiembre de 2015

Águila Roja Capítulo 92 Recap: ¿Qué me importa a mí Dios?

Águila Roja Capítulo 92 Recap: ¿Qué me importa a mí Dios?

Una semana más vuelve la serie Águila Roja a las pantallas de España. El capítulo anterior fue muy extraño y contaba con nuevas incorporaciones. En esta ocasión, la trama se acelera y tenemos algunos cara a cara muy interesantes. ¡Alerta spoiler!

La imagen de Gabino Diego escupiéndose en los zapatos no sé si era el primer recuerdo que quería tener yo de este episodio. Pero así ha sido. El actor, que por alguna extraña razón siempre ha estilado en los mismos registros de personas algo retarded, será pieza importante en este capítulo.

Ex comisario

Hernán sigue encerrado. Le ayudaron a escapar pero resulta que no era él y escapó otro y allí se quedó. Para colmo de males, recibe la visita de su hermano. Gonzalo no va a despedirse, sino a decirle que la carta de respuesta no la escribió él y que le desea lo peor. Es la primera vez en mucho tiempo que se miran a la cara sabiéndolo todo (que lo saben y el otro sabe que lo saben). Sin embargo, la tensión deja de lado cualquier indicio de fraternidad en el ambiente.

Además, como saben que Hernán se ha querido fugar, deciden que morirá por desmembramiento, repartiéndolo en trozos. Malos tiempos para el ex comisario. Y yo me pregunto, ¿Irene qué? Es su marido, y no muestra nada de empatía. Ni un poquito.

Con tal de salvar a Hernán, Nuño lleva a Satur a punta de pistola. El plan de Nuño no es el que parece y, cuando Satur se dirige a cumplir su parte y escalar el torreón, el chaval da la voz de alarma como para despistar. ¿No sería más fácil por parte de Satur dejarse capturar y que comprobasen que no estaba preso? Tal vez, sí, ¿pero de qué escribiría yo entonces ahora?

Juego de Águilas

Satur logra escapar. Vamos que de ahí podría escapar cualquiera con un poco de maña. Nuño consigue llegar a Hernán, pero les pillan con las manos en la masa y recibe un disparo que pinta muy mal. Hernán ve que le van a desmembrar y cómo su hijo de desangra en aquella celda y decide dar el paso y, en plan Guerra de las Galaxias, le confiesa a Nuño que es su padre. En esta serie los secretos se desvelan en pleno drama.

Águila Roja Capítulo 92 Recap: ¿Qué me importa a mí Dios?
"Otra vez, la pierna quieta, aguililla".

Nuño, en vez de contentarse, empieza a sollozar. No solo va a morir allí en un sitio tan cutre, sino que encima ni es hijo de marqués ni nada. Supongo que también contará que descubre que se ha estado dando todo el lote con su madrastra. Solo nosotros intuimos además que es su tía. Juego de Águilas.

Lucrecia va a por su hijo, aunque sin muchos cariños. Ahora que se sabe parte de la verdad, su relación es más tensa que nunca, y poco le importa a la Marquesa que Nuño sea un colador con patas.

Emperador

¿Pero os acordáis del heredero chino? Yo le voy a llamar a partir de ahora Han, en honor al de Gran Hermano. El caso es que Han ha acabado en manos de un señor gordo, Manrique, que tiene un plantel de niños de sirvientes, en plan minions. El señor está un poco loco y se dedica a despeñar niños por las terrazas, pero claro Han, que solo hablará chino por supuesto, no se entera de nada.

A Cipri le dejan al cuidado de una niña. ¡A Cipri! Y claro, no tarda nada en despistársele. Un señor con una piruleta de colores -demasiado moderna me parece, para la época- se la lleva. Cipri consigue dar con el palacio del señor gordo, pero le echan de allí asegurándole que si hace algo al respecto será peor.

Vuelve al lugar para llevarse a la niña, pero entonces todos los niños se quieren ir con él y el señor gordo le pilla.

Duque de Tomelloso

Lucrecia todavía se acuerda de cómo se la jugó Malasangre y ordena que le capturen y despedacen. Recibe entonces la visita de Gabino, impersonando al duque de Tomelloso. Tienen un supuesto conocido en común y le pide quedarse unos días en palacio, a lo cual la Marquesa accede, porque está ella en otras cosas. Todo parece indicar que el señor ni es duque ni nada.

Águila Roja Capítulo 92 Recap: ¿Qué me importa a mí Dios?
"Claro que sí, Torrente".

El señor duque se come a Cristo por los pies y quiere, además, vestimenta apropiada. Descubrimos que lleva consigo un escorpión con pinta de ser de los venenosos. ¿Qué planea? Pues hacerse el héroe, pero le sale mal. Cuando va a avisar a la Marquesa de la presencia del bicho, es ella misma la que se lo carga. Vamos, que lo que quiere es camelarse a Lucrecia ahora que tiene las defensas bajas. Y le mete lengua, pero ella le aparta rápidamente.

Cosas

Cosas de la serie, el Águila termina salvando a Malasangre, que estaba a punto de pasar a mejor vida por parte del asesino contratado por Lucrecia. La cosa se tuerce cuando el malvado atiza a Gonzalo y se lo lleva. ¿Descubrirá su identidad? ¿Qué le ha pasado al Águila? ¿Qué hará Satur para salvarle ahora?

Gonzalo se despierta en la guarida de Malasangre. ¿Sabe su identidad? Sí, y se espera a que esté la cámara delante para descubrirla. Pero cuidado, porque Malasangre le libera y se va, eso sí, con un ansiado secreto: la cara del Águila Roja. Y Gonzalo no hace nada para impedirlo.

Águila Roja Capítulo 92 Recap: ¿Qué me importa a mí Dios?
"Que sí, que el guardia este es clavaíco al de los Jonas Brothers".

A todo esto se suma el Rey, que escribe una carta asegurando que sabe que un hijo suyo va a morir, pero que no va a hacer nada por evitarlo. Vamos, que es Rey pero está pendiente de todos sus vástagos. Aunque para nada. Termina de escribir y una daga se planta en su garganta: se trata de Malasangre. El malvado acepta su oferta de dirigir su ejército. “Si he conseguido entrar en su alcoba, es que verdaderamente necesita mi ayuda”.

Más cosas

Satur resulta conocer al supuesto duque de Tomelloso. Se llama Bernardo, cazaba ratas para comer y quiere conquistar a la Marquesa y vivir del cuento. “Está vulnerable, blandita, ¡es mi momento!” Está tan blandita que me quiero morir. Por supuesto, Bernardo no puede dejar marchar a Satur, y le propina un golpe en la cabeza.

Bernardo corre entonces a secuestrar a Lucrecia (que trata de disparar a Hernán para que no sufra) y así luego liberarla para que se enamorase de él. Satur lo impide y la Marquesa prodigue con su difícil plan.

Comisario (otra vez)

Para el momento del desmembramiento hace acto de presencia Irene, aunque deja claro que por orden de su tío. Justo cuando parece que Hernán no puede soportar más, Lucrecia le dispara, pero como si de Matrix se tratase, un shuriken del Águila Roja intercepta la bala. Dijo que no le iba a salvar, y miradle ahora, cargándose a todos los guardias de España, que estaban todos allí.

Águila Roja Capítulo 92 Recap: ¿Qué me importa a mí Dios?
Un fuerte aplauso al señor que le ató la cuerda al guante.

El Águila deja marchar a Hernán, aunque sabe que es su enemigo y lo será siempre. Cosas de la vida y de la serie, Hernán se encuentra con su padre el Rey y le salva de un francotirador compinchado con Malasangre, recibiendo un balazo y su indulto en agradecimiento (y el puesto de Comisario).

Al final, Gonzalo consigue salvar a los niños y a Han, que se quedará a vivir con ellos. Aunque como bien apunta Satur, entre que llega la carta a China y vienen a buscarlo, el niño ya ha comulgado, se ha confirmado y, si se despistan, hasta se les casa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...