sábado, 18 de julio de 2015

Del revés (Inside Out). El nacimiento de la nostalgia.

Título original:
Inside Out
Año:
2015
Fecha de estreno:
17 de Julio de 2015  
Duración:
94 min
País:
Estados Unidos
Director:
Pete Docter, Ronnie del Carmen
Reparto:
Amy Poehler, Phyllis Smith, Bill Hader, Lewis Black, Mindy Kaling, Richard Kind, Kyle MacLachlan, Diane Lane, Kaitlyn Dias
Distribuidora:
Disney


Hay películas que pueden marcar una infancia, pero más complicado es que vayas al cine en tu edad adulta y lo que se está proyectando ante tus ojos te devuelva a aquel momento de incertidumbre en el que la felicidad parecía más sencilla. Ya es difícil que eso ocurra con un título, pero hay un estudio que se ha especializado en esculpir producciones que apelan tanto a los niños como a los adultos, creando obras de arte que no se verán dañadas por el paso del tiempo, ya que no quedarán obsoletas ante nuestros ojos y nuestra mentalidad en constante cambio. Por su habilidad para dar forma a estas creaciones únicas, cada nuevo estreno de Pixar es todo un acontecimiento –menos Cars 2, no nos vamos a engañar- y cada vez que esto ocurre hay que ir preparado al cine para sentir cómo en tu interior pueden renacer emociones que ya parecían sepultadas. Precisamente sobre las emociones trata su último trabajo, Del revés (Inside Out), que tras años de preparación se ha convertido en un clásico instantáneo.


La premisa de la película de tratar como personajes a cinco de las emociones –Alegría, Tristeza, Ira, Asco y Miedo- de una niña de once años que se muda de Minnesota a San Francisco ya era tremendamente prometedora. Pero las decepciones en el cine están a la orden del día, ya que cuesta mucho cimentar proyectos aunque la idea sea buena, pero Pixar está a otro nivel. Pete Docter ha conseguido una vez más lo que ya logró con Up, encandilar al público infantil con una historia apasionante a la vez que los adultos también quedan prendados de lo que están viendo por su sorprendente profundidad. El envoltorio de trabajada animación y personajes llamativos puede ser suficiente para impresionar a un niño, pero Del revés (Inside Out) va mucho más allá, convirtiéndose en un ensayo a tener en cuenta sobre las emociones y la dificultad de controlar la anarquía de nuestros sentimientos. La libertad creativa que permite la animación es el material óptimo para modelar esta película, en la que todo lo que ocurre en la mente de Riley surge de la privilegiada imaginación de Docter, Ronnie del Carmen y su equipo.

La manera en la que se plantea todo en el interior de la mente hace que todo el funcionamiento de nuestros pensamientos y emociones parezca muy simple, algo necesario para que la película sea comprensible para todos los públicos. El trabajo de doblaje de Amy Poehler y todos sus colegas también es un valor añadido increíble para la cinta, ya que captan la personalidad de los personajes de manera que no queden en una caricatura artificial. Como ha comentado Docter en alguna ocasión, otro aspecto destacado es la ausencia de un villano, que le da un toque diferente a la película. No hay que derrotar a un malo para reestablecer el bien, sino tratar de comprender qué es lo que está causando ese terremoto en la mente de la niña, que pasa por su momento más complicado a nivel emocional. La identificación con ese sentimiento de derrumbamiento interno, de cambio emocional o incluso de incapacidad de sentir en ciertos momentos es prácticamente inmediata, a todos nos ha ocurrido algo que ha marcado nuestra forma de ser. Pero el hecho de que sea algo universal no hace que este reflejo del funcionamiento de las emociones sea más sencillo, ya que mostrarlo todo con tal sinceridad, sin ningún momento que se pueda sentir exagerado o irreal, denota la encomiable labor de sus creadores, que han conseguido una reflexión muy madura sobre algo que realmente nadie conoce, pero que queda reflejado como si hubieran podido explorar nuestros miedos y deseos más profundos.


En su momento ver Toy Story 3 en el cine fue una experiencia irrepetible, ya que el estreno de la primera parte ha sido muy significativo para toda una generación, y ahora Del revés (Inside Out) toma el testigo. Puede que las secuelas hubieran hecho daño a la reputación de Pixar durante los últimos años, pero con este título queda claro que la originalidad es su factor distintivo. Hay varias obras maestras en el catálogo de este estudio y también dependerá de cuáles marcaron durante el desarrollo de cada uno, pero Del revés (Inside Out) se posiciona entre lo más alto de un estudio que parecer tener una marmita en la que se cocina la nostalgia a fuego lento, y que nos acaba de enseñar algo tan importante como que la tristeza no tiene que ser repudiada sino comprendida y que nuestros bailes de emociones no tienen por qué ser tan negativos como pueden parecer.

8,5/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...