martes, 2 de junio de 2015

Nocturna 2015: Entrevista a Alexandre Aja

Durante el Nocturna 2015 hemos tenido la oportunidad de hablar con Alexandre Aja, uno de los homenajeados en el Festival con el Visionary Award, en una entrevista. Por falta de tiempo, la organización preparó entrevistas conjuntas, por lo que compartimos el tiempo para hablar con Aja con compañeros de FusionFreak y MórbidoFest.



¿Qué cree que los nuevos directores necesitan hacer para reinventar el género del terror/fantástico?

Ojalá pudiera tener la respuesta porque así yo mismo la usaría. Es una pregunta muy difícil porque como todos sabemos el género necesita reinventarse todo el tiempo. La eficiencia real de las películas de miedo se resumen en que pueda sorprenderte, que te puedan llevar donde no debes ir, que te abran los ojos. Es por eso que debe seguir reinventándose. 
Acabamos de salir de una exitosa década de grandes películas de género de todo el mundo pero también están cambiando muchas cosas: el formato DVD está muriendo y se está convirtiendo en otras cosas por lo que no es tan fácil producir ahora. Por eso, más que reinventar el género los propios directores deben reinventarse a si mismos, intentando dar miedo o ser graciosos, e intentar mantenerse alejado de lo que se ha hecho anteriormente dándole un ángulo diferente a lo que se quiere contar o a la manera de contarlas. 

Ha hecho tres remakes de películas bastante famosas y acaba de adaptar una novela con Horns ¿Está planeando algún futuro proyecto con un guión e historia original creada por usted?

¿Qué es una idea original? Para mi una idea original es usar lo que ya existe. Como una sirena, parte de algo que existe como es una mujer y un pez. Cuando dirigí Alta Tensión, que es un guión original, estaba basada en muchas otras cosas, en otras historias.
Cuando dirigí Las Colinas Tienen Ojos, que es un remake, busqué que fuera mucho más original que Alta Tensión. Hay una linea muy fina entre lo que es una historia original y un remake. La gente dice que Piraña es un remake, pero no tiene nada en comparación con las otras. En realidad, iba a ser una película completamente diferente hasta que decidimos comprar el título de Piraña por cuestiones de marketing... Por lo que se convirtió en un remake, sin la pretensión de serlo. 
Creo que lo que importa realmente es la película al final. Realmente no siento que haya o no material original, simplemente son historias que necesitan ser contadas. Porque puedes hacer una película "original" y que la gente diga que eso ya lo ha visto, al igual que puedes hacer remakes y que sea algo completamente nuevo. Simplemente hay que ir más allá de lo de juzgar un libro por su portada.

Ha trabajado en Horns con David Morse y Heather Graham, anteriormente con Christopher Lloyd. ¿Le gusta trabajar con gente joven de protagonista pero usar papeles secundarios con actores como los mencionados? 

Esta es una de las mejores cosas de hacer una película en América, la calidad de los actores secundarios -supporting actors- que es maravillosa. Además de otros actores que han participado en mis películas y que han hecho anteriormente muchas de las que a mi me encantan. Es una gran sensación llegar al set y verlos, es como si yo mismo fuera un fan. Es algo que lo diferencia de hacer cine en Francia, porque en Estados Unidos puedes tener la oportunidad de trabajar con gente que ha podido salir en tus películas favoritas.

La primera película suya que llegó a España fue Alta Tensión y ya era una película profesional. Hace dos años Joe Dante, en Nocturna, comentó que podría haber un decaimiento de la calidad al digitalizar el cine, que ahora cualquier persona con una cámara digital podría rodar y antes era un poco más complicado. ¿Cree que esta digitalización es buena o mala para el género?

Es una cuestión interesante. Es verdad que ahora todo el mundo con una cámara puede grabar cosas. Me siento afortunado de haber crecido en los 80-90. Tenía una cámara y podría haber grabado películas pero la calidad era tan mierda -shitty-, tan mala que ni siquiera lo intenté porque sabía que nunca parecería una película. Lo que hice fue escribir guiones, simplemente escribía y escribía. Y de ahí saqué mi formación, mi entrenamiento. Escribía guiones con mi mejor amigo desde el instituto y se que gracias a eso, yo he podido hacer después películas y contar esas historias. Quizás si hubiera crecido en esta época, quizás no me hubiera puesto a escribir sino que hubiera cogido una 5D y me hubiera puesto a filmar. Quizás sería bueno en rodar bonitas escenas pero no habría aprendido a contar buenas historias y construir personajes, porque al final lo que importan son los personajes, en sus historias, en creer en lo que estás mostrando. Crear imágenes bonitas es la parte fácil, lo difícil es crear historias que permitan a la gente involucrarse y que vivan lo que ven.

Hay como una ruptura entre películas de bajo presupuesto y las que son super producciones. Es como si se echara de menos películas de presupuesto medio.

Si, yo también lo creo. Creo que el rango de 10 a 30 millones de dólares de presupuesto es el mejor para las películas. Esa cantidad de dinero pueden crear Pulp Fiction, Alien, es decir, obras maestras. Con menos de 5 millones de dólares, es muy difícil hacer obras maestras pero puedes hacer REC y esa es una gran película, pero no puedes hacer algo más grande.
Hicimos Las Colinas Tienen Ojos con 12 a 15 millones aproximadamente pero jamás la hubiéramos podido hacer por menos de 5 millones. Tienes que rodar en el desierto, pedir los permisos, el maquillaje... Hoy en día si quiero hacer una película como director me preguntan por qué no puedo hacerla con 5 millones y es porque muy pocas películas se pueden rodar en menos de 20 días, muchas películas necesitan un poco más de tiempo y eso incrementa el valor de la producción. Yo tengo el problema de como las películas que he hecho han sido de presupuesto bajo pero han recaudado bastante, si quiero hacer ahora una de presupuesto más alto es como si te pusieran ese impedimento. Es un mercado duro.

Cuando recibiste el premio en Nocturna comentaste que España tiene una industria mas consolidada en el género que, por ejemplo, Francia. ¿Cuales son sus preferencias dentro del cine español? Ha mencionado hace un momento REC...

REC es espectacular. La veo constantemente y costó únicamente 1 millón. Los últimos minutos de la primera película de REC es la experiencia más aterradora que he tenido. Es una obra maestra.

Como productor, ¿De quién fue la idea en Maniac de elegir a Elijah Wood tan diferente a Joe Spinell de la original?

Creo que esa era la única manera para hacerla. Amo la original tanto que no pensaba que podría acercarme a lo que se hizo. Dije durante mucho tiempo que no la haría hasta que William Lustig me preguntó y me dijo que se sentiría seguro que la produjera y que la re-escribiera. Y partimos de un actor que fuera muy diferente de Spinell. Desde ahí dejé de estar nervioso porque ya no estábamos haciendo de nuevo Maniac, sino otra película.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...