lunes, 2 de marzo de 2015

The Walking Dead 5x12 Recap: "Remember".


En el capítulo de la semana pasada de The Walking Dead Rick y los suyos se quedaban a la entrada de un nuevo lugar, dejándonos la trama abierta a un futuro inmediato desconocido para nuestros protagonistas. ¿Qué les depara tras las puertas de Alejandria?, ¿hallarán la tan ansiada tranquilidad?, ¿será un refugio o una trampa? Si quieres saber lo que ha sucedido en este duodécimo episodio titulado "Remember" sigue leyendo pero ¡¡alerta spoilers!!

Mientras esperan a que la puerta se abra, desde fuera de la frontera parece que Carl ha visto a una mujer escondida observándoles desde una casa abandonada y que parece muy interesada en lo que hacen, ¿acaso hay alguien más que no es de Alejandría o esa chica forma parte de la comunidad? A lo mejor sólo son visiones del muchacho que ya anda bastante cansado y desfallecido.


Nada más entrar les recibe Nicholas, un señor que les solicita que entreguen todas las armas y se queden con ellos. Pero Rick, hablando en nombre de su grupo, le explica que todavía no saben si quieren quedarse. Además, si quisieran usar las armas, ya habrían disparado contra él. Y en una muestra de que son un grupo muy valioso y con muy buena puntería, Rosita dispara a una caminante y Rick se defiende aclarando que es una suerte que ellos hayan llegado.

En Alejandría parece que no tienen un Gobernador como nuestro viejo enemigo, pero sí que hay una especie de alcaldesa llamada Deanna Monroe. La mujer parece encantadora y muy dulce, la típica ama de casa que se dedica a hacer galletas y bizcochos, pero como no es oro todo lo que reluce, Rick prefiere conversar y descubrir qué es Alejandría. Pero antes de intercambiar información, Deanna le pide permiso para grabar la conversación, en su comunidad llevan todo con mucha transparencia. 


Mientras que la mujer quiere indagar en el pasado de Rick, éste prefiere saber qué es el lugar en el que se encuentran. Deanna le explica que una comunidad creada para subsistir con sus propios recursos. Quieren a gente que haya vivido fuera, aunque Rick le aconseja que esa no es la mejor opción, la gente de fuera se ha dejado contaminar por la codicia, sólo buscan sobrevivir a costa de lo que sea. Pero la mujer le confiesa que ella también tuvo que tomar una difícil decisión para proteger a los suyos y tuvo que desterrar a tres hombres de su comunidad porque no encajaban con sus ideales.

Tras tiempo observándoles, lo que Deanne quiere de ellos es que les ayude a protegerse. Parece que de momento Rick y su grupo se van a quedar, pero lo primero de todo es depositar las armas y guardarlas a buen recaudo. El siguiente paso, escoger una casa donde vivir, explorar el lugar y darse una ducha, afeitarse y hasta cortarse el pelo (qué raro se me hace ver a Rick afeitado y bien repeinadito).


El siguiente en pasar por la entrevista con Deanne es Daryl, de todos es sabido que el arquero no es muy ducho en palabras pero si ha llegado hasta Alejandría es por darles un techo a Carl y a la pequeña Judith. A pesar de que tienen dos casas como mansiones para alojarse, Rick, Daryl y Carol siguen sin fiarse y prefieren no separarse todavía y pasar la noche todos bajo el mismo techo.

Al día siguiente todos marchan a explorar el vecindario, a excepción de Daryl que prefiere quedarse (parece que no logra adaptarse a tan idílico lugar). De repente Rick pierde de vista a Carl y Judith y corre a la desesperada. Su preocupación ha sido en vano, los chicos están bien, pasando el rato con unos ancianos. En un intento de adaptarse, Carl acude a casa de Ron, un muchacho de su edad, para hacer amigos. En la comunidad hay más jóvenes como él dispuestos jugar a videojuegos y o a leer cómics. Parece que Carl podría encajar con la muchachada. 


Tanto a Carl como a Rick les gusta Alejandría, tienen todos los recursos necesarios para sobrevivir y, además, parece un sitio bastante seguro, pero la gente que habita Alejandría son muy débiles y no quieren convertirse en lo mismo, no quieren dejarse llevar por las comodidades. ¿Deberían aceptar trabajo e integrarse en la comunidad aceptando y disfrutando de todas las comodidades que tienen ahí? Michonne parece la única decidida.

Incapaz de pegar ojo, Rick opta por salir a caminar a la luz de la luna, durante el paseo se encuentra con un vecino, un hombre que de primeras da un poco de mala espina. La siguiente en pasar por delante de la cámara es Carol. ¿Es mi impresión o Carol se está haciendo pasar por una mujer débil? Primero, al entregar su arma, hizo como que pesaba mucho y ahora, en la entrevista con Deanne, se vende como una ama de casa que echa de menos a su marido (recordemos que Ed le maltrataba). ¿Qué busca con esta estrategia? 


Carl descubre que Edni, una de las jóvenes de la comunidad, escapa saltando una de los muros. Mientras tanto, Aiden, el hijo de Deanne, se presenta ante Noah, Glenn y Tara para enseñarles cómo buscan suministros. Rick también ha salido a investigar los alrededores y Carl ha seguido a la muchacha. Pero en el camino se cruzan padre e hijo y en un momento se ven rodeados de unos pocos caminantes, pero nada a lo que no puedan hacer frente.

Aiden les muestra a Noah, Tara y Glenn un extraño ritual que llevan a cabo para recordarse a ellos mismos quiénes son, cuál es su misión en este nuevo mundo y para "vengar" la muerte de los suyos. Normalmente suelen atar a los caminantes que asesinan a alguno de sus compañero pero, en esta ocasión el zombi se les ha escapado y cuando lo localizan, intentan atarlo de nuevo pero Glenn lo mata cuando el caminante está a punto de morder a Tara, cosa que enfada a Aiden. 


Glenn y Aiden se enzarzan en una pelea pero Deanne llega a poner calma y a dejar claro que Rick y los suyos ahora forman parte de la comunidad con los mismos derechos que todos. Asimismo, les propone a Rick a Michonne que sean los alguaciles de Alejandría. Ambos aceptan la propuesta. Con el traje de policía ya enfundado, Rick comunica a sus amigos que ha llegado la hora de instalarse y hacer que la cosa funcione. Pero no bajarán la guardia, si los demás no les aceptan, ellos tomarán Alejandría. 

Este duodécimo capítulo de The Walking Dead, nos abre el camino a un futuro incierto. De momento Alejandría parece un lugar seguro y fiable. Deanne tiene pinta de ser una buena mujer que sólo busca más ayuda para proteger a los suyos y, al mismo tiempo, bajar los humos a su hijo y hacerle ver que ahí fuera hay muchos más peligros de los que se imagina. Además, recordemos que Rick lo ha dejado bien claro, en caso de que no funcione el plan, ellos tomarán Alejandría, aunque tengan que emplear la fuerza para ello. ¿Cómo continuará la convivencia? En los próximos episodios lo descubriremos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...