martes, 17 de marzo de 2015

El año más violento. La tentación del lado oscuro.



Título original:
A most violent year
Año:
2014
Fecha de estreno:
19 de Marzo de 2015 
Duración:
125 min
País:
Estados Unidos
Director:
J. C. Chandor
Reparto:
Oscar Isaac, Jessica Chastain, Albert Brooks, David Oyelowo, Christopher Abbott, Elyes Gabel, Alessandro Nivola, Jerry Adler
Distribuidora:
Vértigo Films


Hace no muchos años, J. C. Chandor nos era un completo desconocido, pero a día de hoy, y con tres películas en su haber, ya es uno de los directores a tener en cuenta en las agendas de muchos críticos y cinéfilos. Y es que El año más violento, su última película, que a principios de 2014 se las prometía en las quinielas con opciones de cara a los Oscars, su interés y expectación fue decayendo, terminándose por estrenar en España mal y tarde (pero al menos se estrena). Y eso que no generó malas críticas en Norteamérica y cuenta con dos estrellas en sus filas como Oscar Isaac y Jessica Chastain. Bueno, quizás en el caso de Isaac debería decirse “futura estrella”, pues es ahora mismo cuando está despuntando, pero tras su papel en A propósito de Llewyn Davis, aquí vuelve a reafirmar que tiene el talento y gran talante como para sostener el peso de una película en papel protagónico.



Y seguimos con Oscar Isaac, pues es curioso pensar cómo cambiarían las películas de no haberse dado las circunstancias concretas. Y es que, en un principio, eran Javier Bardem y Charlize Theron los que se tenía en mente para la pareja protagonista. Desde luego estaríamos ante una película muy distinta. Pero, una vez se decicierón por Jessica Chastain, fue ésta la que prácticamente metió a Oscar en la película, insistiendo a Chandor que él era su actor para esta película. Y es que tanto Chastain como Isaac se conocían de sus años de formación en la escuela Juilliard de arte. Que ambos actores ya se conocieran y tuvieran una amistad previa desde luego ha influido en que su química en pantalla como pareja se sienta especial. Además, el actor tiene raíces latinas (es originario de Guatemala), lo que le venía estupendamente al personaje de Abel Morales (su nombre responde a dos conceptos en inglés muy característicos de su personaje: “Able”, en relación a su capacidad y talento, y “moral”, haciendo hincapié en su afán por seguir el camino correcto y no ceder a las malas prácticas generalizadas).

El tener detrás del proyecto a Chandor significa que el guión (también suyo) está especialmente cuidado y elaborado con pasión. Y, junto con las actuaciones y la ambientación, son los elementos que justifican su visionado.
El director nos sitúa en el Nueva York de 1981, el año, estadísticamente, más violento en la historia de la ciudad. Y así, en esta época convulsa, están Abel y Anna Morales, una pareja que ha decidido emprender y sacar adelante su negocio mientras la competencia les roba y la policía les extorsiona. Es una pena que sobre el papel, la película pinte mejor pero luego a la hora de la verdad le falta un “algo”, cierta vida a la narrativa, tensión que nos de esa enorme obra que prometía. Pero eso no quita que El año más violento sea un neo-noir interesante y apreciable. La visión de ese hombre entregado con pasión a su trabajo, con la firme convicción de que puede sacarlo adelante sin caer en los trucos mafiosos y la violencia que se gastan sus competidores es digna de admiración, y Oscar Isaac está, una vez más, muy convincente. Además, este estreno compartirá cartelera con otra película suya, Ex Machina, y próximamente podemos verle en roles muy distintos en la nueva película de Star Wars y de los X-Men. Futuro prometedor el suyo, como decíamos. En el apartado actoral también cabría destacar a David Oyelowo, quien hace poco vimos encarnar a Martin Luther King en Selma, y aquí interpreta a Lawrence, el jede de policía que complicará las cosas al protagonista. 


Al igual que su anterior trabajo, Cuando todo está perdido, aquí encontramos de nuevo a un protagonista rodeado de complicaciones, donde se pondrá en prueba su integridad y fortaleza para salir del paso. Pero, como añadido, aquí no es Robert Redford peleando sólo, sino que Abel tiene al lado a una mujer de armas tomar que demostrará ser muy importante, tanto para él como para la empresa, a pesar de tener visiones muy distintas de cómo llevar el asunto. De hecho, este contrapunto y choque de mentalidades casi tiene más atractivo que las persecuciones que tienen lugar, pues parece que el thriller, Chandor, lo lleva más al terreno moral y mental, sobre las acciones y las consecuencias, y, sobre todo, llevará al límite a nuestro protagonista, poniendo a prueba dicha moral.
El año más violento es de esas películas que prometían más, pero el resultado final sigue siendo merecedor de verse. 

6,5/10 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...