viernes, 6 de marzo de 2015

12ª Muestra Syfy. Día 1: Chappie y su crisis de identidad.




Ya había ganas de Muestra Syfy. Es el cuarto año que asistimos, tercero que llevamos cubriendo en Críticas en 8mm, y esperamos que sean muchos más! 
Por delante nos esperan 16 películas (bueno, 15, debemos sacrificar muy a nuestro pesar Hunger os the Dead por tema de horarios...) y 5 cortometrajes de lo más variado del género de la ciencia ficción, fantasía y terror. Tenemos películas para todos los gustos, colores y nacionalidades en la que promete ser una muestra muy interesante, veremos si esto se cumple en la valoración general. Aquí podéis repasar todas las películas que se verán.

Tras Leticia Dolera (no se concibe una muestra sin esta maestra de ceremonias) y Dani Pérez (el programador y responsable, para bien o para mal, de las pelis que se ven en la Muestra), que nos introducen lo que nos espera en estos cuatro días, llega la que catalogan como del subgénero de peli de robots + Hugh Jackman socarronamente, Chappie, la tercera película de Neil Blomkamp.


Ya con la noticia del Alien 5 que dirigidá Blomkamp, el director de Distrito 9 (me temo que habrá que seguir diciendo esto para referirse a su mejor trabajo) nos presenta una especie de versión alternativa de Cortocircuito y Robocop (curiosamente el remake de esta última nos llegó hace poco también con Sony detrás) que funciona a ratos, justamente cuando no intenta ser trascendente y se deja llevar por su humor de extrarradio.

Creo que el principal problema de Chappie como película es un poco también el que tiene el propio Chappie como personaje: que no sabe quién es, hacia dónde ir ni su propósito en concreto. Crisis de indentidad, podemos llamarle. Este robot con conciencia humana es como un niño y debe aprender como tal. El problema es que acaba juntado con Ninja y Yo-Landi Visser, que se interpretan a unos malotes que deben dar un atraco de grandes proporciones si no quieren que el gran mafioso del barrio les deje secos.

Entre tanto Hugh Jackman intenta hacer de malote pasado de rosca y Sigourney Weaver se pasea por el plató. Dev Patel se toma un par de Red Bulls, ve un poster de gatitos y se ilumina para crear a Chappie. Luego pues va de aquí para allá como excusa para desarrollar la trama (que si me secuestran, que si enseño a Chappie a ser bueno, que si me pongo en plan malote...) pero no tiene el empace necesario para soportar ese peso protagonista. Chappie destila más carisma que ningún otro actor en la película, siendo el verdadero reclamo para pasar el rato amenamente. Los mejores momentos de la película son precisamente su aprendizaje, las malas artes que aprende de los 'gangsters raperos' y el humor que destilan sus acciones. Ese Chappie-nigger ya merece su visionado.

Pero como decíamos, la película, que parece empezar con un tono más distendido, poco a poco intenta ir enfocando la película hacia una trascendencia y seriedad que le viene grande. Y al final ya no sabes cuando te ries con la película o si te estás riendo DE la película. El tercer acto, el propiamente ya de acción de Chappie vs Alce es el más flojo y cuestionable, con ralentis, música intrusiva y flipadas de guión que poco tienen en sintonía con el resto de la película. Supongo que eran "exigencias de guión" impuestas por el concepto de blockbuster revienta-taquillas que quiere vender Sony (de ahí que aparezca Hugh Jackman, suponemos, porque para el papel que tiene...) y acaba dejando un poco a la película en tierra de nadie.



Lo mejor que podemos decir es que, pese a todo, se hace entretetida, pero cuesta creer que personajes como Ninja y Yo-Landi Visser (no son actores, son hiphoperos sudafricanos, del grupo Die Antwoord) tengan tanto protagonismo con lo poco convincentes que están. De hecho, se dice que el tal Ninja se paseaba por el plató con pocas ganas, alegando que su relación con Blomkamp estaba rota. Nos lo creemos, se nota en pantalla.
Como preámbulo de la muestra ha cumplido, y mucho mejor que los 302 del año pasado, ha dado risas y, si no la tomamos muy en serio pese a su flipada de algunos tramos, da para un rato ameno y entretenido. No es mala forma de empezar. Pero, eso sí, esperamos mucho más para Alien, Neil, nos lo debes.

6,5/10


Si quieres leer sobre los otros días de la Muestra Syfy:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...