lunes, 21 de julio de 2014

Barbacoa de amigos. Carcajadas terapéuticas.

Título original:
Barbecue
Año:
2014
Fecha de estreno:
25 de julio de 2014 
Duración:
98 min
País:
Francia
Director:
Eric Lavaine
Reparto:
Lambert Wilson, Franck Dubosc, Florence Foresti, Guillaume De Tonquedec, Lionel Abelanski, Jérôme Commandeur, Sophie Ouez
Distribuidora:
A Contracorriente


Guillaume Canet ya intentó hacer un relato generacional de un grupo de amigos treinteañeros en Pequeñas mentiras sin importancia. La amistad era el núcleo central de su historia. De esa amistad derivaban los buenos momentos, las mentirijillas que daban nombre a la película, los reproches y, sobre todo, la inevitabilidad de enfrentarse a sí mismos. Barbacoa de amigos, la nueva película de Eric Lavaine, remite irrevocablemente a la de Canet en su estructura y en su temática -en este caso, son un grupo de cuasi cincuentones. Eso sí, Lavaine dota a su retoño de una mayor comicidad y es por eso por lo que funciona tan bien.

Aunque se trata de una película coral, el alma máter de Barbacoa de amigos es Antoine (Lambert Wilson), un pícaro seductor que, como regalo por su cincuenta cumpleaños, recibe un ataque al corazón a pesar de haber seguido un estilo de vida saludable. Este hecho hace que su mentalidad para con la vida cambie y decide establecer otras rutinas e ir con la verdad por delante. Aunque duela. Las vacaciones de verano en una enorme casa son el marco escogido por Lavaine para confrontar a sus personajes, amigos desde la Universidad, para que se redefinan y redescubran el verdadero significado de la amistad.


Quizá Barbacoa de amigos peca de poco atrevida en su encorsetada estructura y en el desarrollo arquetípico de sus personajes. Se trata de un grupo de colegas desintegrado por la fricción desgastante del paso del tiempo con un personaje erigido como revulsivo para revitalizar dicha amistad. Antoine actúa como maestro de ceremonias en esta película que pretende reflejar la crisis de los cincuenta. En ella encontramos muchos elementos identificables en las relaciones del día a día: parejas divorciadas, un amigo con pocas luces, otro con problemas financieros, las típicas confesiones o medias verdades. Todo esto circulará por los derroteros comunes en este tipo de producciones hasta la ineludible cita con la explosión de reproches, una salida fácil para el devenir de la historia.

No obstante, que la historia sea una amalgama de clichés, no es óbice para disfrutarla en su esplendor. El guión, co-escrito por el propio Eric Lavaine junto a Héctor Cabello Reyes, deambula por los lugares comunes pero demuestra frescura en sus diálogos y, en especial, funciona en sus escenas cómicas. Con chistes, bromas entre amigos y gags poco sofisticados, despunta por su cercanía, complicidad y empatía. Y que los diálogos conecten tan fácilmente con el espectador proviene de las actuaciones de un reparto entregado. Se nota el buen rollo y la química entre esta panda donde sobresalen el siempre correcto Lambert Wilson como eje principal y narrador verborreico omnipresente -al que vimos este año en la simpática Moliere en bicicleta-, la actriz cómica Florence Floresti que encarna a Olivia, la mejor amiga y confidente de Antoine, y Franck Dubosc como ese colega cabreado y desorientado.


Así pues, Barbacoa de amigos resulta una agradable propuesta con dosis de carcajadas terapéuticas para todos aquellos que también “sufren”, desde hace muchos años, de una panda de amigos. Una película sencilla, de inmediata conexión por tratar un tema con el cual cualquiera se puede sentir identificado. Y, aún con pequeños tramos de drama, se agradece que opte por la vía cómica para olvidarnos, durante hora y media, de nuestros propios problemas. Le perdonamos, pues, su resolución facilona.

7/10

1 comentario:

  1. Me gustoó tu comentario, muy acertado de lo que pensé

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...